20 de septiembre de 2009

Las criaturas deshabitadas


- ¿Qué haces, levantado a estas horas?
La voz es la voz de ella.
Pero el rostro que surge de entre los cobertores es mi rostro.
Mi misma cara que me mira con ojos de ceniza.
Y el inconfundible, característico gesto del insano hasta en lo bordes relajados de la boca.
De ceniza es la penumbra del cuarto.
Callo.
Hablarle sería como hablar conmigo mismo.
Y desde esta noche sé que he perdido las respuestas.


Alfredo Armas Alfonso
(Los cielos de la muerte, 1949)

17 comentarios:

J.E. Alamo dijo...

Tanto la imagen como las palabras me han impresionado y mucho. ¿La foto es tuya?

Josemaria dijo...

ha muerto el espejo, mas aún ahí se mantiene vivo el claro reflejo de quien no quiere desaparecer, así calle, así no hable de ella misma.

VERONICA LEONETTI dijo...

Gracias Joe! sí, la foto es mia y el reflejo también :)
Lo de dar la cara no es lo mio, pero me gustaba mucho la foto.

Hola, José María:
La muerte del espejo es solo el pricipio de todo lo que vendrá después. Así que prepárate, que ahora viene lo bueno!

El caimán de Legutiano dijo...

No sé qué me gusta más, si la foto o el reflejo...y ahora que caigo,,, es una zapatería?

uve dijo...

guapamasqueguapa!

VERONICA LEONETTI dijo...

Muchas gracias Aitor! sí, es un local en el que arreglan zapatos y fabrican calzado ortopédico. Es bastante antiguo y está en el barrio donde nací.

Hola Vero! guapa tú!!!

J.E. Alamo dijo...

Pues deberías prodigar más este tipo de fotos. ¡Ah! que aproveche ese bombón ;-)

VERONICA LEONETTI dijo...

Seguro Joe, pondré más. Y el bombón estaba bueno, bueno :)
Un abrazo!

Enric Herce dijo...

El juego de reflejos es genial. Pareces atrapada en ningún lugar. Más allá de la realidad que se perfila en el exterior, entre herramientas de zapatero y un peatón, ajeno a todo.

txemacantropus dijo...

óptica

espejo

transparente

líquido

luz

J.E. Alamo dijo...

Hola, tienes algo para ti en mi blog. Pásate. ;-)

VERONICA LEONETTI dijo...

Hola Enric.
Pues que bella descripción. A veces la cámara atrapa lo que uno no ve. Una vez reflejada en la foto esa otra realidad nos damos cuenta de donde no estábamos.

Oh Txema, que bien reunidos y escogidos esos elementos. Me gusta especialmente que al espejo le siga lo transparente.

VERONICA LEONETTI dijo...

Joe! Por Dios! pero que honor. Muchas gracias!!!
Encima de lo que uno disfruta con tu blog, me premias así como así.
Un gran abrazo!

Cata dijo...

puf! qué bonita...

VERONICA LEONETTI dijo...

Gracias Raquel! que bien tenerte por aquí de nuevo.
Por cierto, he visto tu nueva web y está genial.
Enhorabuena!

aitana dijo...

Vaya... cuantísimas cosas nuevas... esta foto es preciosa, y tú estás muy linda. Parece un fotograma de la película de tu vida.

VERONICA LEONETTI dijo...

Hola Aitana, gracias, guapa!
Pues si, hay tantos elementos y gestos mezclados en esa foto, que ni yo misma me lo creo.